Imagen de Dr. Alfonso Diaz
Devocional Diario 30 de noviembre de 2018
de Dr. Alfonso Diaz - viernes, 30 de noviembre de 2018, 08:12
 

LA PERSPECTIVA APROPIADA

“Más a Dios gracias, el cual nos lleva siempre en triunfo en Cristo Jesús, y por medio de nosotros manifiesta en todo lugar el olor de su conocimiento” (2 Corintios 2:14).

La perspectiva apropiada de un siervo de Dios no tan solo ha de aproximarse al punto más elevado, sino que ha de ser la más elevada. Procura con la mayor energía mantener la perspectiva de Dios, y recuerda que este es un proceso que ha de obtenerse poco a poco, día a día. Levanta la mirada. No pienses a un nivel finito. Ningún poder externo puede alterar la perspectiva adecuada.

La perspectiva que debes mantener es que estamos aquí con un solo propósito: ser cautivos marchando en el sequito triunfal de Dios. No estamos expuestos en el escaparate de Dios: estamos aquí para manifestar una sola cosa: “la cautividad (de nuestras vidas) a la obediencia de Cristo”. ¡Cuán limitadas son las otras perspectivas! Por ejemplo, los que dicen: “Me encuentro solo, batallando por Jesús”, o, “tengo que mantener la causa de Cristo y defender el fuerte por El”. Pero Pablo dijo, en esencia: “Estoy en el sequito de un vencedor, y no importa cuales sean las dificultades, porque siempre soy llevado de triunfo en triunfo”. ¿Es una realidad en la práctica esta idea en nosotros? El gozo secreto de Pablo era que Dios lo tomo a él como un rebelde declarado contra Jesucristo y lo convirtió en un cautivo de Él, y este vino a ser su propósito. Su satisfacción estaba en ser cautivo del Señor, y no tenía ningún otro interés en el cielo ni en la tierra, Es vergonzoso para un cristiano hablar de conseguir la victoria. Deberíamos pertenecer al Vencedor de un modo tan absoluto que sea siempre Su victoria, porque nosotros seremos “más que vencedores por medio de Aquel que nos amó…” (Romanos 8:37).

“Para Dios somos grato olor de Cristo…” (2 Corintios 2:15). Estamos impregnados por el dulce aroma de Jesús, y siempre que marchamos somos un maravilloso refrigerio para Dios.

Dios te bendiga

Dr. Alfonso Díaz

Iglesia Pentecostal Abrigo del Altísimo, Inc.

134 Union St. Willimantic, Connecticut

Auspiciado por Iglesia de Dios Refugio Nuestro, Inc. www.refugionuestro.org